10 de julio de 2007

CXC.- Alto y Maravilloso


Lástima de larga la pereza,
cual extensa paranoia coliflor,
su conciliábulo mezquino y mediocre
es la vida, la vergüenza y la purita mano Dios.

Donde el ámbito me apunta perentorio
y terminante con su dedo acusador,
ahora llueven los infames en el tríptico candor
perenne.

Evítame, mujer, que soy inicuo,
que soy inocuo mal portento de la dura terquedad,
que como jaibas
y pido lágrimas por Él y por el aura Redentor.

¡Verrugas!

La mota rota que se nota desde lejos,
leproso sátiro andrajoso y canto bien:
como la anémona rojiza coliforme,
pues soy el críptico portento de la nueva militar.

No hay comentarios.:

Nos gusta Cuculí Pop