3 de julio de 2007

CLXXXVII.- De consabida fabularia toda libre


Abrupta e inexplicable catarata timidez
de fuego simultáneo y oro languidormido.
Ojo arrepentido que al mirar vacila y es
imperturbable.

Enrojecida horripilar daga señal,
incrusta pálido su mar y se quiebra,
y van amándose en oculta majestad,
echando líquidos, magnánimo, y culebras.

Yo he sido un élitro de vastas palabras:
tú, habilitada para mágicazul.
Mi bienestar, mi algarabía flor eufórica:
tus sentimientos de relajación.

Mi alteración en la noción del tiempo:
tus experiencias sensoriales de luz.
Mi sonrisa buena, fácil y fértil:
tu conmoción en la visión habitual.

Locuacidad para un entorno variable.
El incremento de tu miel banalidad.
El deterioro en mi memoria reciente
y la atención en tu coordinación, mi paz.

Yo nadaré por el océano grande
y abrazaré la profesión identidad.
Tú me serás anfibia grácil y dúctil
y dormiremos para todos los demás.

No hay comentarios.:

Nos gusta Cuculí Pop